Dice la RAE que la hipocresía es el fingimiento de cualidades o sentimientos contrarios a los que verdaderamente se tienen o experimentan.

Hacer lo correcto es “no” ser hipócrita.

¿Qué hubiera pasado si todos los diputados de Unidos Podemos hubieran estado en pie, solemnes, con cara de compungidos, en el minuto de silencio a Rita Barberá?

Se les hubiera tildado de hipócritas, de malnacidos, de asesinos, de sinvergüenzas…  ¡Sí, sí!, como auténticas pirañas se habrían tirado a la yugular de más de uno, abucheado sin piedad; insultado exageradamente y ninguneado como siempre.

¡Sí, sí!, lo mismo que están haciendo ahora.

La esencia del respeto, bandera que tanto quieren “algunos” enarbolar, está en aceptar (sin insultos), en democracia, los actos y las opiniones de todo el mundo.

Han decidido no estar y tienen todo el derecho a hacerlo.

Dándole tanta importancia son ellos mismos los que le están dando protagonismo, retratándose, aprovechando la oportunidad para “demonizar” todas las actuaciones contrarias a sus propios intereses.

Ofendidísimos insultan todas las manifestaciones y opiniones opuestas a las suyas.

Ni más, ni menos.

A mí, personalmente, me hubiera gustado que en el Congreso de los Diputados se hubiera pedido un minuto de silencio por Rosa, la mujer de Reus que murió en el incendio que provocaron las velas que encendía en honor a todos los que consentían que a su edad viviera en tan tristes condiciones. (¡Ya se sabe, soy demagoga!) 

El remordimiento de conciencia de algunos pesa.  Han apartado a su compinche, a pesar de ser partidarios y utilitarios de sus mismos métodos; han evitado hacerse una foto a su lado,  han dejado de invitarla a actos públicos, han intentado por todos los medios apartarla.

Ese remordimiento les hace abanderar ahora la canonización de una mujer que saben que ya no hablará nunca… De hacerlo se  hubiera llevado por delante a más de uno.

Las causas pendientes con la justicia de Rita Barberá son exactamente eso, causas pendientes con la justicia de Rita Barberá, no de Unidos Podemos ni de Ciudadanos, no de los periodistas, no de los compañeros del PP que no la querían ver ni en pintura.

Dicho todo esto, quiero recalcar, que yo, sumida en esta sociedad en la que nos desarrollamos, me considero tan hipócrita como el que más, y seguramente, de haber estado en el hemiciclo me hubiera puesto en pie, solemne, con cara de compungida, sin sentirlo, en ese minuto de silencio. Lo hubiese hecho por respetar, por aparentar, por humanidad…

Seguimos siendo un país con fuertes convicciones católicas. Nos gusta dar el pésame, decir que descanse en paz, acompañar en el sentimiento.

Nos gusta aparentar tristeza, empatía, solidaridad… Para luego dar la vuelta a la esquina y criticar si estaba la nuera del muerto, si tenía suficientes flores, si era mala persona y ahora lo lloraba todo el mundo, o si en realidad no lloraba nadie.

Pensamos rápido en la herencia, en las flores, en la duración de la misa. Olvidamos, antes de enterrado el muerto, que aún lo está velando la familia.

Seguimos siendo hipócritas, que para algo somos españoles.

A la derecha de este país le gusta el silencio. En él se sienten cómodos y seguros, en él llevan más de cuarenta años.

Son incapaces de condenar actos criminales y delictivos en sus filas. Son incapaces de asumir sus culpas, de dimitir, de irse a tiempo de no tener que acusar una fuerte presión mediática y un vapuleo público.

Las culpas que tiene uno mismo pesan en él, no pesarán jamás (por mucho que nos empeñemos) en la gente que le rodea (a mal que esa gente lo esté haciendo).

Un comentario sobre “¡Hipócrita!

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s